El poder del cliente impulsa demanda de nuevas soluciones

Al igual que cada empresa es ahora una empresa de tecnología, cada empresa - ya sea B2C o B2B - es también una empresa de consumo. El auge de las tecnologías digitales democratiza el acceso de los consumidores al conocimiento, da a los clientes una voz más potente, permite una toma de decisiones más informada y posibilita una mayor elección entre proveedores.

Nuevos consumidores con mayores opciones están ayudando a redefinir los mercados tradicionales y acelerar la eliminación de las fronteras tradicionales. Se están convirtiendo en el centro de la evolución de las industrias.

Un ejemplo de este tipo es el sector de la energía. No solo las energías renovables, la medición inteligente y las redes inteligentes están transformando el sector. También  los propios clientes están redefiniendo una industria que tendía a ver a los clientes como meros “usuarios” impersonales, y que, en consecuencia, tradicionalmente ha sufrido de bajos niveles de satisfacción del cliente. Los nuevos clientes informados de hoy exigen precios transparentes y competitivos, así como soluciones energéticamente eficientes y respetuosas con el medio ambiente. Están cambiando las reglas del juego porque está cambiando el balance del poder.

69%

de los compradores están dispuestos a intercambiar su información personal para obtener servicios más personalizados

21.800

millones de dólares de  pérdidas mundiales en los ingresos de publicidad generadas por software de bloqueo en 2015

Esto ha llevado a empresas minoristas de industrias como las telecomunicaciones, los productos de consumo, los servicios de seguridad y la tecnología a introducirse en el mercado de la gestión de la energía doméstica. La revolución de la energía distribuida permite a los clientes -residenciales, comerciales e industriales- generar y almacenar su propia electricidad, así como venderla a la red. Los antiguos usuarios han evolucionado para convertirse en potenciales proveedores de las compañías eléctricas y del sector “utilities”.